PeBvmCP_zpsa133047c

Tratando de seguir con el mismo ritmo en este blog, y aprovechando mis últimos días de vacaciones, comparto con ustedes una reseña del primer libro (y único hasta ahora) que leí de Howard Phillips Lovecraft. En los favoritos de mi cuenta de Twitter está disponible para descargar gratis el ebook.

Antes de empezar:


Un poco sobre el autor:

Howard_Phillips_LovecraftSegún la Wikipedia, mi infaltable fuente de información, Howard Phillips Lovecraft (Providence, Estados Unidos, 20 de agosto de 1890 – ibídem, 15 de marzo de 1937), conocido como H. P. Lovecraft, fue un escritor estadounidense, autor de novelas y relatos de terror y ciencia ficción. Se le considera un gran innovador del cuento de terror, al que aportó una mitología propia (los mitos de Cthulhu), desarrollada en colaboración con otros autores y aún vigente. Su obra constituye un clásico del horror cósmico, una corriente que se aparta de la temática tradicional del terror sobrenatural (satanismo, fantasmas), incorporando elementos de ciencia ficción (razas alienígenas, viajes en el tiempo, existencia de otras dimensiones). Lovecraft cultivó asimismo la poesía, el ensayo y la literatura epistolar.

En su estudio Danza macabra (1981), el escritor de horror Stephen King afirma que Lovecraft es «el príncipe oscuro y barroco de la historia del horror del siglo XX».3 Además, por contraposición al mal interno o psicológico, «el concepto de mal externo tiene más alcance, es más impresionante. Lovecraft así lo entendió, y es lo que hace a sus historias de extraordinaria, ciclópea maldad, tan efectivas cuando son buenas. [sus mejores cuentos] nos hacen sentir el peso del universo suspendido sobre nuestras cabezas, sugieren fuerzas sombrías capaces de destruirnos a todos solo con gruñir en sueños».


Ahora sí:

Un amigo mío una vez me sugirió leer los cuentos de Lovecraft, pero en ese momento no me agradaba la idea de leer algo breve y corto que no tenga una continuación (acostumbrado a la saga de Dune de Frank Herbert y otras un poco mas cortas). Sin embargo, con la Kindle y la comodidad de leerlo en su formato electrónico, decidí darle una oportunidad. No me arrepiento para nada. Quedé fascinadísimo. Es un libro para leerlo de una tirada en un ambiente tranquilo y calmo de una noche de tormenta (para mí es la única forma de que un libro pueda generarme una sensación de terror), aunque con pausas y leído en cualquier momento tiene la suficiente riqueza para sumergirte de lleno en su oscuro relato y causar suspenso, miedo entre otras emociones.

Trata sobre la caída de un meteorito con extrañas propiedades cerca de Arkham, una ciudad ficticia de Nueva Inglaterra, en 1882, y que a raíz de su caída genera raras consecuencias en sus alrededores, afectando principalmente a la naturaleza circundante y a la familia más cercana. Provocando que los animales y plantas actúen de forma inusual, llevando a las personas a la locura e irradiando un color desconocido para el espectro visible por las personas. De ésto último, el nombre del libro.

Los pocos personajes involucrados son creíbles. Las descripciones lo suficientemente detalladas para que la imaginación haga lo suyo. Y la desconcertante e intrigante historia esta narrada a un ritmo que impide despegar la vista de la página.

El aspecto de la granja era impresionante: hierba y hojas grisáceas en el suelo, parras cayéndose a pedazos de arcaicas paredes y aleros, y enormes árboles desnudos silueteándose malignamente contra el gris cielo de noviembre. Ammi no pudo dejar de notar que se había producido un sutil cambio en la inclinación de las ramas. Pero Nahum estaba vivo, después de todo. Estaba muy débil y reposaba en un catre en la cocina de techo bajo, pero conservaba la lucidez y seguía dando órdenes a Zenas. La estancia estaba mortalmente fría; y al ver que Ammi se estremecía, Nahum le gritó a Zenas que trajera más leña. La leña, en realidad, era muy necesaria, ya que el cavernoso hogar estaba apagado y vacío, y el viento que se filtraba chimenea abajo era helado. De pronto, Nahum le preguntó si la leña que había traído su hijo lo hacía sentirse más cómodo, y entonces Ammi se dio cuenta de lo que había ocurrido. Finalmente, la mente del granjero había dejado de resistir a la intensa presión de los acontecimientos.

No me atrevo a contar más para, sutilmente, invitarlos a que lean este relato que no desilusiona. 100% recomendable.


El color que cayó del cielo

H.P. Lovecraft

7,8

Entretenimiento 8

Innovación 9

Adicción 10

Cultura 4

Tapa 8


Si les gustó el post agradecería que lo compartan y me cuenten que les pareció.

Leer para saber.

 

 

 

Anuncios